La televisión podía ser una fuente muy importante de noticias, de información y de entretenimiento para innumerables familias. La televisión podía enriquecer la vida familiar, podía acrecentar su cultura, unir más a sus miembros y promover su solidaridad hacía las personas.